Menopausia y salud bucal: 7 efectos del cambio hormonal

Menopausia y salud bucal

Last Updated on noviembre 7, 2022 by Dr Gustavo Assatourians DDS

Menopausia y salud bucal

La menopausia es una etapa en la vida de toda mujer que se manifiesta entre los 45 y los 50 años. Durante este periodo se experimentan muchos cambios físicos debido a la disminución en la producción de hormonas: estrógenos y progesterona. Con ello la aparición de los primeros síntomas más comunes son: sofocos, dolores de cabeza, e irritabilidad.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), se estima que en 2030 habrá más de mil millones de mujeres mayores de 50 años. Este aumento de la esperanza de vida conlleva un incremento paralelo de la incidencia de enfermedades asociadas a esta etapa de la vida, algunas de las cuales están estrechamente relacionadas con la salud dental.

¿Cómo afecta la menopausia la cavidad bucal?

Menopausia y salud bucal

Generalmente, muchas mujeres desconocen los problemas bucodentales asociados a la menopausia, porque esta etapa tiene otras implicaciones físicas y psicológicas que pueden parecer más relevantes. Sin embargo, no por ser menos conocidas son menos importantes.

A continuación, vamos a detallar los efectos más frecuentes que la menopausia provoca en la boca, especialmente en los dientes y las encías.

  • Xerostomía (boca seca)

Menopausia y salud bucal

Los cambios hormonales durante la menopausia hacen que las glándulas salivales produzcan  menos saliva. Además, el consumo habitual de ciertos fármacos en esta etapa de la vida puede aumentar el riesgo de padecer el llamado síndrome de la boca seca o xerostomía. Debido a que la saliva funciona como protectora y reguladora de las bacterias orales en la boca, su disminución puede producir consecuencias como una mayor probabilidad de desarrollar caries dental. Además, genera diferentes molestias como dificultad para tragar, saborear los alimentos o incluso hablar; boca pastosa; garganta seca; labios agrietados; lengua áspera y, finalmente, mal aliento.

  • Enfermedad periodontal y pérdida ósea

Los problemas de osteoporosis están presentes durante la menopausia, y esto conlleva una falta de densidad ósea que también afecta a la cavidad bucal. Hay varios estudios que relacionan la osteoporosis con la enfermedad periodontal. Esto puede afectar a los huesos maxilares, provocando así la aparición y acentuación de la enfermedad periodontal, lo que provoca la posible pérdida de dientes al perder su tejido de soporte. Además, esta pérdida de densidad ósea también puede afectar y causar problemas en la articulación temporomandibular.

  • Síndrome de la boca quemada

Es uno de los problemas más comunes de la posmenopausia. Se caracteriza por un ardor intenso y una sensación de quemazón, hormigueo o adormecimiento principalmente en la lengua, mientras que a menudo también afecta a las encías y los labios. Estas molestias también pueden provocar cambios en el gusto, dificultad para comer e incluso dolor de dientes.

  • Gingivitis descamativa

Es otro de los problemas más comunes que aparecen con la menopausia. Consiste en la pérdida o separación de las capas externas de las encías, dejando expuesta la raíz del diente y, por tanto, también las terminaciones nerviosas. Como consecuencia, el tejido gingival se ve rojo, presentando dolor y sangrado. Esta es una situación muy molesta y dolorosa, muchas veces la encía es tan frágil que simplemente se desprende debido a la fricción. También puede causar sensibilidad a los alimentos o bebidas demasiado calientes o frías.

Además, la gingivitis descamativa es antiestética, ya que, al dejar la raíz del diente al descubierto, parece que los dientes estuvieran alargados.

  • Adelgazamiento de la mucosa bucal

Como consecuencia de la reducción de la producción de hormonas, las mucosas de la boca, como las de todo el cuerpo, se vuelven más vulnerables, más frágiles y se debilitan. Por este motivo, es necesario extremar las medidas de higiene y eliminar hábitos perniciosos como el tabaco y el alcohol, ya que en este periodo el paciente es más propenso a sufrir complicaciones.

  • Caries radicular

Menopausia y salud bucal

Esta afección puede producirse como consecuencia de la gingivitis descamativa, ya que deja la raíz del diente expuesta a agentes externos, como los restos de comida que se depositan en la zona y generan bacterias. 

En segundo lugar, la sequedad bucal crea el ambiente óptimo para que se desarrollen las caries. La poca secreción salival es perjudicial ya que su producción hace que la boca se hidrate y elimine las bacterias, para que no se acumulen.

  • Caries dental

A medida que aumenta la edad, nuestros dientes pierden su esmalte y se deterioran. El brillo y el color blanco original de los dientes se pierden. De hecho, se vuelven más opacos y amarillos.

Pero además, la menopausia y todos los efectos que provoca favorecen la aparición de caries, por lo que no es sólo un problema estético.

Recomendaciones para cuidar la salud bucal durante la menopausia

Dado que la menopausia es una etapa inevitable en la vida de toda mujer, como tal, es probable que experimentes algunos de los efectos asociados a esta fase. Sin embargo, podemos reducir parte de estas consecuencias, con ciertos cuidados y rutinas de cuidado dental saludable, que mencionamos a continuación:

  • Correcta higiene bucal

Realiza una buena higiene diaria que incluya el cepillado después de cada comida, al menos tres veces al día. Utiliza un cepillo de cerdas suaves y preferiblemente pasta de dientes para dientes sensibles, ya que, no dañan las encías ni el esmalte de los dientes. Para una limpieza más completa, el cepillado puede complementarse con el uso de un enjuague bucal y de la seda dental.

  • Visite al dentista regularmente

Realice al menos una visita anual al dentista para llevar a cabo las revisiones pertinentes y valorar el estado de su salud bucodental. Asimismo, es aconsejable realizar una limpieza dental profesional una o dos veces al año o cuando sea necesario.

  • Coma una dieta balanceada

Coma muchas frutas, verduras y alimentos ricos en calcio y vitaminas A, C y E, ya que fortalecerán los huesos, la piel y las mucosas. Bebe mucha agua, en caso de sequedad bucal y puedes utilizar sprays hidratantes o colutorios según sea necesario.

  • Evitar el tabaco y las bebidas alcohólicas

Evite el tabaco y el alcohol, especialmente en los casos de boca seca o síndrome de boca ardiente.

Como hemos comentado, estas recomendaciones corresponden a cuidados y hábitos saludables que, si bien pueden llevarse a cabo durante la menopausia, es también muy recomendable seguirlos en cualquier otra etapa de la vida.

Contáctanos

Si tiene alguna pregunta sobre este u otros temas, puede contactarnos en Channel Island Family Dental así como nuestra página en Facebook. Esperamos su visita y haremos un diagnóstico oportuno. Nuestros dentistas en Oxnard, Santa Paula, Ventura, NewBury Park y Port Hueneme podrán orientarlo hacia el mejor tratamiento para cuidar su salud y devolverle su mejor sonrisa.

 

Ir al contenido
This site is registered on wpml.org as a development site.